El amor, ese bien innegociable, maltratado, único y … necesario – #etarrago

Originalmente publicado en: El amor, ese bien innegociable, maltratado, único y … necesario | Las Cosas de Enrique #etarrago

Rene Russo
 
15 febrero 2017
 
Mi Madre siempre decía que una persona que regala flores nunca podrá ser una mala persona y yo me lo aprendí … y sigo haciéndolo.  Sant Jordi, Enamorados o cualquier excusa es buena para hacerlo.  
 
Me sorprendió ayer que en la tienda donde reina mi superflorista hubiera gran cantidad de hombres, ninguno joven o de menos de cuarenta – por cierto –  y eso me hizo sonreír ante ella, (ante la reina de la flora de los amores por un día). Todos pedían cualquier motivo floral y ella, (la reina), se desvivía ofreciendo mil soluciones que a todos gustaba y, curiosamente, sin importar precio, ni cantidad … algo agradablemente insólito para mi. 
 
Ella, (la Reina de la Flora) – en un huequito de su frenética actividad  –  me dijo, con tono malicioso: “De que te ríes, Enrique … acaso dudas del amor de estos hombres?” … y yo, lejos de intentar ahondar en el asunto, le dije, tan solo: “Nada mejor, querida florista, que creer, yo soy de esos, de creer, aunque sólo sirva para eso, para creer” y ella, (la admirable, bella y muy sesentona florista), me replicó: “No seas incrédulo, amigo Enrique, hay hombres que aún saben apreciar ese sublime concepto cual es el del amor, el respeto y la praxis, que ello comporta”. Yo, sin decírselo, me sentí halagado, algo aturdido por el sentir de esa bella y para mi muy joven florista, sí, tanto que me hizo creer que todo es posible, aún,  y que lo que yo ayer viví en esa preciosa tienda, no fue algo casual, ni deleznablemente rutinario aunque mi amigo Jesús, el político del partido azul muy del ayer, (que me acompañaba en en el escenario del luminoso altar), me dijera … “Enrique, no hagas caso de esos gestos, son solo una manera que tienen los viejos de conseguir que sus amadas y queridas consortes, les den cuerda”. 
 
En cualquier caso, pienso yo – un día después  – (fuere cual fuese el motivo),  que la escena vivida ayer, me encantó cual la viví y con todos sus ingredientes, incluso con las apostillas de mi conocido Jesús que, aunque severas de intención, a mi me parecieron de praxis amorosamente aceptable al grito de … “todo por hacerla feliz por lo mucho que me ha dado”.
 .
.

Enviado desde S6+Edge

Anuncios

Acerca de etarrago

""Grito que no creo en nada y que todo es absurdo, pero no puedo dudar de mi grito y necesito, al menos, creer en mi protesta""" (Albert. Camus)
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a El amor, ese bien innegociable, maltratado, único y … necesario – #etarrago

  1. Mantener aún la confianza de que gestos como ese se hacen por amor. ¿Por qué no? Y si en lugar de flores hay un beso con un “te quiero” susurrado también me vale y si te digo más que las flores.
    No se necesita más. Buena tarde.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s