Ayer ya pasó … pintar el futuro, un deseo irrenunciable

41cc62e9041856624818dc685413b5a3_thumb.jpg
28 enero 2016
 .
Pepe el sindicalista hasta la muerte – que ejerció durante cuarenta años de liberado sindical mientras cobraba de una importante cadena comercial – dejó su querido PCE y hasta le echaron de su inolvidable organización sindical no hace mucho porque los nuevos tienen otras reglas, es decir, le han dicho que ahora mandan ellos, ahora, una vez rechazado por IU y PSOE, flirtea con Cs para cambiarles hasta la mano y el color de las puertas si le dejan, mientras aquí – en el Ateneo – despelleja a todo bicho viviente de la política de hoy y del ayer; Arturo, militar retirado en la sombra, que sigue escondiendo su pasado por ese miedo al atentado terrorista con el que vivió tantos años, cree que ninguno sabemos su “don” aunque la Loli – en un gesto cachondo que le caracteriza – le ponga la marcha real a toda pastilla de vez en cuando tan solo para ver como reacciona y que él como fiel servidor de la Patria que fue y sigue siendo, no puede evitar levantarse casi al instante, disimulando con un gesto del que quiere hacer ver que se le ha dormido la pierna; Leonor pone su nota dule-negativa de siempre contando cosas de sus lejanas hijas y nietos, cara triste y muchas ganas de ser exocomplacida  por cualquiera que quiera escucharla. Hoy dio la nota triste de la madrugada cuando me decía con voz tenue o de cura en confesión o de Maestra Nacional de las de antes, como ella fue … “El dolor no importa, Enrique, hay un momento y a cierta edad, en que la muerte es un premio … nada serio, solo una consecuencia de quien ha sabido aceptarla y ha podido o sabido, llegar hasta aquí”.
 
Discrepancias, luchas por el decir algo más  brillante e importante  que nadie,  por el “yo esto me lo sé y tu no tienes NPI”, por el contar “lo suyo” aunque nadie les escuche, pero hay algo en lo que estamos todos de acuerdo y eso es en que ayer ya pasó y hoy ya es otro día, no hay más, que lo único que nos estimula a seguir es eso de vivir intensanente lo que queda o lo que quede, lo demás  … lo demás ya se verá … lo demás no importa … ser feliz es algo propio y que sólo surge de nuestra propia voluntad … pintar el futuro, un deseo por encima de la voluntad, un deseo irrenunciable.
Enviado desde Samsung Galaxy S6 +




enriquetarragófreixes



Anuncios

Acerca de etarrago y etfreixes

""Grito que no creo en nada y que todo es absurdo, pero no puedo dudar de mi grito y necesito, al menos, creer en mi protesta""" (Albert. Camus)
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

10 respuestas a Ayer ya pasó … pintar el futuro, un deseo irrenunciable

  1. Muy pocos sabemos manejar el arte del buen vivir. Y lo del premio de la muerte…¡quién no ha pensado alguna vez en “visitarla” antes de tiempo!, pero siempre he considerado que esa postura era y es de cobardes. El premio está en llevarla día a día….sí, como casi todos tus amigos de tu singular Ateneo. Buen día.

    Le gusta a 1 persona

    • etarrago dijo:

      La resignación, la endeblez, el hacerle mucho caso al médico, quedarse en casa … todo eso está desterrado para las almas que viven sus ratos libres en el Ateneo … es la mejor forma de vivir … solo vivir.
      Un abrazo, amiga.

      Le gusta a 1 persona

  2. Javi-k dijo:

    Dicen que la felicidad es una actitud, Enrique. Que es posible modificar nuestros pensamientos automáticos, la forma en la que nos enfrentamos al mundo para tenerla de nuestro lado. Tal vez sea cierto. Desde luego es difícil, pero no por ello hay que dejar de intentarlo.

    Un abrazo y feliz jueves.

    Le gusta a 1 persona

  3. icástico dijo:

    Pero ¿qué felices horarios os gastáis en el Ateneo?

    Le gusta a 1 persona

    • etarrago dijo:

      Abre las 24 horas del día, aunque cierra, (el bar), de 6 a 7 de la madrugada para limpiar. Hay turnos y distintas actividades, todas ellas pecaminosas, como debe ser, pero sin malicia alguna, amigo. Eso es como lo que cuenta mi amigo el cura sobre el cielo, pero este se puede pisar.
      Un abrazo, amigo.

      Le gusta a 1 persona

  4. madamebovary dijo:

    Ay el Ateneo… Ese confluir de churras con merinas porque al final todo acaba pareciéndose. Toda una vida para llegar a la conformidad de decir: “El dolor no importa, Enrique, hay un momento y a cierta edad, en que la muerte es un premio … nada serio, solo una consecuencia de quien ha sabido aceptarla y ha podido o sabido, llegar hasta aquí”.

    Un abrazo, Enrique, y mañana… mañana, Dios dirá.

    Le gusta a 1 persona

  5. Stella dijo:

    A mi me gusta programar. Siempre lo hice, hasta con mi Rey de Espadas, sabiendo que de la mitad o más de lo sugerido, todo era irrealizable. Fantasear con el futuro me reconforta, aunque solo llegue a vivir unas horas más, un ratito.
    Para mí, la muerte no es un premio, puede llegar a ser una liberación, que no es lo mismo. Como puedes observar, hoy estoy contrera.

    Le gusta a 1 persona

    • etarrago dijo:

      Tienes razón, también, amiga Stella, premio o castigo, la muerte si es muy lejana, un premio, a eso me refería. Si el mal martiriza, dices bien, una liberación. Lo peor es la soledad, esa asesina cruel, también te propone liberrarse con ella, con la muerte.
      Feliz martes, amiga

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s