Organización … (Hablando de lo Público)

03 diciembre 2013

Nada como acudir a un centro público de los que cuidan, admirablemente,  y no es una coña, de nuestra salud, para darnos cuenta del enorme avance que las nuevas tecnologías han provocado en la organización de la asistencia sanitaria.  Recuerdo cuando lo de ir al Hospital para que te vampirirazan, (extracción de sangre), constituía toda una prueba espartana. Aquellos codazos para meterte en la cola para entregar el volante eran toda una hazaña. Y, ah, luego, si no tenias los oídos bien limpios de cerumen,  o una importante capacidad física para poderte mantener cerca de la puerta donde, siempre,  una infatigable servidora de lo público,  con una voz, siempre,  de cuestionable potencia fonética, llamaba a los espartanos que luchaban entre sí por un puesto cercano al acceso, mientras, a continuación del alarido poco intenso, andaban  compartiendo el clásico y nostálgico… “¿Qué nombre a dicho?“. Era, ciertamente, un día memorable para los enfermos que acudían, como corderos al matadero, a la extracción vampírica de su esencia. Pues todo eso ya no existe. Ahora una máquina expende un número de turno y un monitor que publica en audio y en vídeo, casi como en las carnicerías, el avance la cola pero de modo digital y, sí,  ya no hay codazos de supervivencia, ni  para entregar el volante, ni para acudir a la vampirización. El personal de ambos lados, administrados y administrantes, andan relajados, hablan en voz baja y hasta se mantienen conversaciones educadas entre unos y otros. “¿Le ha dolido? – ¿Se encuentra bien?”. Como en el cielo. Yo mismo, en un alarde de senso y sexología de patio de colegio antiguo, he hecho, sentado como un desmayado matinal más,  un par de amigas de la cuarta edad que mostraban una belleza excelsa. Nada arrogantes, solo ojos claros y un … “¿Esto es aquí?” que provocaban un deseable espíritu de utilidad suprema.

Ciudadanos del mundo, escuchadme: El progreso, poco a poco, va llegando a la Sanidad Pública. A esto yo le llamo Organización.  Ah, y ahora a por las pantallas planas en las mesas para que los antiguos y voluminosos monitores, del siglo pasado, pasen a mejor vida y dejen espacio libre en esas copadas mesas de quien administra nuestra Salud. Lo antiguo ha muerto, … ¿Verdad?
 
 
Anuncios

Acerca de etarrago y etfreixes

""Grito que no creo en nada y que todo es absurdo, pero no puedo dudar de mi grito y necesito, al menos, creer en mi protesta""" (Albert. Camus)
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s